La madera: protagonista de tu cocina

la madera: protagonista de tu cocina

La madera es el material protagonista más eficaz para aportar calidez a un espacio. Es bella, noble y atemporal, y puede realzar la temperatura decorativa de cualquier rincón del hogar, desde el salón hasta el dormitorio.

La cocina no es una excepción. Hay muchas maneras de integrar la madera en una de las habitaciones que definen una casa. ¡Descúbrelas! 

1. Armonía y operatividad

La cocina es un espacio crítico para la limpieza y la seguridad. Allí se desarrollan actividades cotidianas de alto riesgo: cocinar, lavar platos, manipular alimentos, etc.

El material que utilices debe ser resistente, y la madera no parece ser el más adecuado en principio. No soporta muy bien la humedad, pero si se protege adecuadamente, puede realizar perfectamente su función.

Por otro lado, desde el punto de vista decorativo, la madera es una gran alternativa capaz de crear ambientes muy especiales en varios estilos.

2. Las encimeras ornamentales

Es uno de los elementos clave de la cocina: la superficie sobre la que trabajamos, donde preparamos los alimentos. Se usa mucho, por lo que tiene que ser resistente y duradera.

Existen varios materiales muy adecuados para las encimeras de cocina. Por ejemplo, la madera es una de ellas siempre que se proteja con un barniz de poliuretano para evitar las manchas y los efectos del agua.

Aun así, es necesario tomar ciertas precauciones, como tener cuidado con los cuchillos y otros objetos punzantes, y evitar ponerles sartenes muy calientes.

3. Muebles de cocina

Una de las mejores formas de incorporar madera a tu cocina es elegir madera para tus armarios. Las posibilidades son infinitas. Puedes optar por tonalidades más claras o más oscuras, elegir muebles de líneas rectas y minimalistas, o elegir puertas con acabados más clásicos o rústicos.

Una buena idea es añadir algún mueble restaurado para convertir tu espacio en vintage. Por ejemplo: una alacena, una vitrina o una estantería antigua que hayas restaurado con pintura.

4. La mesa, el estante fundamental

Tener un rincón en la cocina para las diferentes comidas del día es práctico, siempre y cuando tengas suficiente espacio. Si la mesa de comedor está hecha de madera natural, los ingredientes decorativos están garantizados.

Puedes elegir tablas sin tratar, dándole un toque original, u optar por maderas más pulidas. En cuanto a los asientos, cualquier cosa vale. Desde sillas de madera o metal, hasta simples bancos de madera. Además de ser un elemento muy funcional, la mesa de comedor añade un espacio de reunión para familiares y amigos.

5. Madera industrial

Si la madera en la cocina es un elemento imprescindible en un ambiente rústico, también lo es en otro tipo de espacios, como las cocinas de estilo industrial.

En este tipo de decoración, la madera exhibe un aire sobrio y crudo. Muchas veces combinado con otros materiales como el acero o el ladrillo, dándole un toque diferente y apostando por el extremo.


Utensilios de madera, ¿sí o no?

Tablas de cortar, cucharones, espátulas y tenedores… Son muchos los complementos de madera que adornan nuestras cocinas, sobre todo en ambientes más clásicos y rústicos. Sin embargo, los expertos no recomiendan usarlo para cocinar.

La madera es un material poroso en el que las bacterias prosperan fácilmente y son difíciles de eliminar. Si utilizamos cucharas de madera o preparamos los alimentos sobre una mesa de este material, podemos estar contaminando alimentos en buen estado.

¿La solución? Si quieres optar por una decoración de madera y rústica que no solo sea aportada por los muebles, te recomendamos incluir tablones de madera, botellas de acero o imanes para incluir tus fotos favoritas en la nevera.

Si quieres descubrir más entre la gran variedad de opciones que te ofrecemos en Laser Maper, ¡no dudes en visitar nuestra página web y redes sociales!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.